lunes, 21 de abril de 2014

Futuros teléfonos celulares

La ola de lanzamientos de celulares y tablets y en general el boom del mercado móvil que hemos presenciado en los últimos cuatro años nos da una muestra de cómo serán las innovaciones que marcarán las tecnologías móviles del futuro. 
            Estamos en un punto interesante de la industria móvil. Qué sigue después de los celulares con cámaras de 13 y 20 megapixeles, sensores de 41 megapixeles o pantallas de casi 6 pulgadas? 
Así como hoy vemos los primeros celulares y nos reímos pensando cómo alguien pudo vivir con gadgets así, en un futuro no muy lejano nosotros mismos voltearemos a ver los celulares actuales preguntándonos exactamente lo mismo. 
A la velocidad que vamos, lo que hoy nos parece la más avanzada e increíble tecnología, mañana será una pieza más de museo. 
Por eso presentamos aquí, de acuerdo a la opinión de los expertos, las tres funciones que se cree dominarán en los celulares del futuro.

1. Gestos

Samsung y Apple se han encargado de darnos una pequeña probada de lo que se puede hacer con los gestos, que no son otra cosa que movimientos de las manos y dedos que facilitan realizar algunas tareas en el celular o dispositivo móvil, como apagar una alarma o detener la reproducción de la música volteando el celular hacia abajo, como se hace en el Samsung Galaxy Note; o deslizar cuatro dedos hacia arriba sobre el iPad para ver las aplicaciones recientes —o juntar los dedos de la mano sobre cualquier aplicación para ir a la pantalla de inicio. 
El más reciente gesto estrenado por Motorola con el Moto X permite abrir la cámara girando rápidamente la muñeca dos veces hacia la derecha (con el celular en la mano, claro). 
La lista de gestos es interminable y aunque ahora Apple y Samsung son los reyes en este terreno, en los próximos años veremos el tema de los gestos popularizarse cada vez más, seguramente añadiendo funciones asombrosas. 
El Galaxy S4 y su tecnología Air Gesture demostró que ya es posible algo que hace poco hubiéramos creído imposible: manipular el celular sin tocarlo. De tal suerte que ahora podemos contestar una llamada o ver una secuencia de fotos con sólo pasar la mano por encima de la pantalla.
Si bien hoy la mayor parte de los gestos son acciones sobre la pantalla del gadget en cuestión, el siguiente paso es la evolución de los gestos “en el aire” o “gestos de aire”, como se traducen al español, que en un futuro no muy lejano involucrarán manipular pantallas que ya no serán planas, sino en tercera dimensión o en forma de holograma.

2. Comandos de voz

Otro de los grandes avances tecnológicos en materia de dispositivos móviles será el tema de los comandos de voz.
Aunque aún estamos en pañales comparado con las visiones futuristas de lo que podemos hacer con ellos, los comandos de voz ya son capaces de simular cierta “interacción”, como cuando enviamos un correo electrónico o un tweet con ayuda de Siri, quien al no darle la información completa nos pide que le demos los datos que faltan o nos pide que confirmemos la acción de “enviar”, “cambiar” o “cancelar”.
Llegará el día en que dejemos atrás los días en que teníamos que tocar nuestros celulares para usarlos. Los comandos de voz harán absolutamente todo. 
3. Procesamiento y conectividad
La última gran característica tendrá que ver con un tema que si bien no es el más taquillero ni causa gran interés, es la característica más importante de cualquier celular: la capacidad de procesamiento. 
Apple está consciente de eso y lo demostró en la presentación de sus nuevos celulares: el iPhone 5s y el iPhone 5c, con la incorporación de su chip A7 que corre aplicaciones de 64 bits, además de la incorporación de un coprocesador llamado M7, que juntos mejoran el rendimiento del celular y abren la puerta a una nueva generación de aplicaciones con mayor demanda gráfica y de recursos en general. 
El nivel de sofisticación de las funciones y de los celulares del futuro está directamente relacionado con la capacidad de procesamiento de éstos. Esto es particularmente relevante cuando consideramos que en los celulares del futuro estamos hablando de funciones y gráficos avanzados que involucrarán aspectos de realidad aumentada, gran velocidad de respuesta y un multitasking que exigirán una capacidad de respuesta muy superior a la que hoy en día ofrece el celular más avanzado. 
Un gran problema de los celulares de hoy es, por ejemplo, la batería. Y la duración de la batería es otro factor que está directamente relacionado con el procesador. Mientras mejor construido esté un procesador y más avanzado sea, éste será capaz de optimizar la duración de la batería, de manera que por más tareas que estemos ejecutando, éste no se calentará ni descargará tan rápido. 
A la par del procesamiento y en relación directa con el procesamiento, veremos a los celulares del futuro correr en redes mucho más avanzadas. Ya se están haciendo pruebas de conexión 5G y su fecha de lanzamiento está proyectada para 2020. No sabemos hasta dónde llegue la capacidad de la conexión a Internet. Pero el mundo dará un salto tecnológico cuando esto ocurra. 
A la par de todas estas funciones, habrá por supuesto una evolución en el tema de hardware o construcción, donde en un futuro veremos celulares y muchos otros gadgets con pantallas flexibles, por ejemplo. 
La tecnología ya existe. Sólo falta que todos los componentes que los hacen funcionar, como la batería o el procesador, sean flexibles también. 
Con todas estas innovaciones, es posible que en un futuro los celulares sean utilizados para funciones muy distintas a las que los usamos hoy, y de forma muy distinta a como los usamos actualmente.

Hasta pronto!!

Fuente: parentesis.com