miércoles, 25 de junio de 2014

Bajando el Colesterol en Forma Natural

Manténgase activo

            Además de reducir el colesterol “malo” LDL, la actividad física regular aumenta el colesterol “bueno” HDL hasta en 10%. El ejercicio puede ser moderado, por ejemplo puede ser caminar a paso ligero para lograr esos beneficios. Los especialistas aconsejan que es suficiente con caminar 30 minutos diarios 5 veces a la semana. Si desea ser mas preciso en la cantidad de actividad que ejecute, puede comprar un podómetro y alcanzar 10,000 pasos diarios como objetivo. Si trabaja sentado, levántese cada hora y camine 5 minutos.

Consuma ácidos grasos Omega 3

            El fitoplancton es una fuente abundante de ácidos grasos Omega 3, que ayudan en la reducción del colesterol. El fitoplancton vivo es un alimento natural muy nutritivo, y abundante en la vida marina. En consecuencia los peces, en especial los azules,  tienen una buena concentración de estos ácidos grasos en sus organismos. Para los seres humanos lo de ingerir ingerir pescados, o sus aceites, es una forma muy efectiva de obtener Omega 3.  No es fácil obtener aceites de pescado de calidad, pero si lo es el consumir salmón para obtener estos ácidos grasos.

Coma muchas frutas y vegetales

            Las frutas y verduras, incluso los granos integrales, son buenas fuentes no solo de antioxidantes saludables para el corazón, sino también de fibra dietética para reducir el colesterol. La fibra, la soluble en particular,  ayuda a rebajar el  colesterol pues  actúa como una esponja absorbiéndolo en el tracto intestinal. Los granos secos, la avena y la cebada son también buenas fuentes de fibra soluble.

Evite las grasas trans

            Lea cuidadosamente la etiqueta de los alimentos que adquiera en el supermercado, para detectar si están libres de grasas trans. El contenido debe ser cero. Aproveche para ver los demás ingredientes, y asegurarse que tampoco contienen aceites parcialmente hidrogenados. Cuando no tenga acceso a la información nutricional, como en un restaurante, aléjese de los alimentos fritos, galletas y otros productos horneados, a menos que sepa que el restaurante ha eliminado el uso de grasas trans.

            Hasta pronto!!

            Fuente: Vida Lúcida