martes, 4 de noviembre de 2014

Diez Recomendaciones para Ser más Feliz (y II)

             Continuando con las 10 recomendaciones de Action for Happiness para vivir más feliz, en esta emisión hablamos de las 5 últimas sugerencias. Es nuestro deseo que todas las publicadas entre ayer y hoy sean de gran utilidad para Ud., sobre todo en lo concerniente a su calidad de vida.
6.- Identifique las metas que desea alcanzar en su vida futura
            Sentirse cómodo con relación al futuro es muy importante para nuestra felicidad. Para ello se requieren metas motivadoras y retadoras que nos “empujen”, pero eso sí, deben ser metas alcanzables. Intentar cosas imposibles nos causará un estrés innecesario. Acometer metas realizables dará una gran satisfacción cuando las lograrnos
·         Dé un primer paso. Defina cual es la meta que desea alcanzar y haga algo para comenzar. Dígaselo a otros, haga un listado, llame a alguien que lo pueda ayudar.
·     Comparta sus sueños. Escoja a tres personas, cuénteles sus aspiraciones más importantes para el año, y escuche las de ellos.
7.-  Aprenda como recuperarse
            Cada uno de nosotros tiene en su vida momentos de estrés, pérdidas, fracasos o traumas. La manera como reaccionamos ante esos eventos es de gran relevancia para nuestro bienestar. No podemos escoger lo que nos ocurrirá, pero si podemos escoger como responder ante lo que nos ocurre. Por supuesto, eso no es fácil. Pero uno de los grandes descubrimientos recientes en cuanto a la conducta humana es que la resiliencia puede aprenderse.
·         Si necesita ayuda hoy, pídala hoy. Confíe en un amigo, llame a un experto, hable con un colega, o pídale a un vecino que le dé una mano.
·       Cuando algo le atormente, haga algo distinto, algo que a usted le guste. Cambiar de ánimo le brindará nuevas perspectivas de cómo enfocar el problema.
8.- Vea siempre las cosas positivamente
            Las emociones positivas - como la alegría, la gratitud, la alegría, inspiración y orgullo - no sólo se sienten bien cuando las experimentamos. También nos brindan una mejor percepción y más amplia de las cosas, aumenta nuestra resiliencia y mejora la salud. Debemos ser realistas ante las subidas y caídas que sufrimos, pero  enfocar los aspectos positivos de cualquier situación es de gran ayuda – mejor el vaso medio lleno que el vaso medio vacío.
·        Haga algo que usted sabe que le hará sentir bien. Escuche música, vea o lea algo gracioso, salga a pasear o llame a un viejo amigo.
·       Sonría y diga algo positivo o constructivo cada vez que llegue a un lugar. Observe como le responden los demás.
9.- Siéntase cómodo con usted mismo
            Nadie es perfecto. Pero a menudo nos comparamos desfavorablemente con otras personas de quienes tenemos una imagen poco realista. Aprender a aceptarnos con todos los defectos, y de ser más amables con nosotros mismos cuando las cosas van mal, aumenta nuestro disfrute de la vida, nuestra resistencia y nuestro bienestar. También nos ayuda a aceptar a los demás tal como son.
·         Pida a un amigo confiable, o a un colega, describa las fortalezas que ve en usted. Se sorprenderá de la respuesta.
·     Sea bondadoso consigo mismo como lo es con otras personas. Vea en sus errores las oportunidades para aprender. Fíjese que cosas hace bien, sin importar si son relevantes o no.
10.  No se aísle! Sea parte de algo grande
            Las personas que luchan por un propósito y le dan sentido a sus vidas son más felices, tienen más control en sus vidas y obtienen más logros. Sufren menos de estrés, ansiedad o depresión. Pero, cómo logran definir ese propósito y sentido en la vida? Pues haciendo cosas que marcan la diferencia,  ya sea en lo religioso,  espiritual o familiar. No hay una  respuesta única a esa pregunta, siempre será distinta para cada persona. Pero lo que si es común es que lo logran aquellas personas ligadas a grupos que trascienden su individualidad.
·       Intégrese a un grupo grande. Pase tiempo con los niños, visite un lugar inspirador, contemple las estrellas o únase a un club.
·      Sea más caritativo. Comparta algo de su tiempo con otros, ofrezca ayuda a los vecinos o amigos, considere donar sangre o el voluntariado.

Y recuerde estimado lector, estas recomendaciones no son mandamientos. Son sugerencias producto de observaciones a lo largo de muchos años y en muchos grupos, y algunas de ellas serán para usted de mayor impacto que otras. Nuestro objetivo es que estos consejos e ideas se traduzcan en una mejoría en su calidad de vida.
Hasta pronto!!