lunes, 16 de septiembre de 2013

Vivir lejos del trabajo es una "tortura"



El viajar al trabajo diariamente puede tener  un impacto fuerte en nuestra calidad de vida. Por tanto no es de sorprender que tener que hacerlo dos veces diarias, cinco días a la semana, significa una acumulación negativa a lo largo del tiempo que nos hace cada vez menos y menos felices.
 “hay muchas condiciones voluntarias que no nos afectan a largo plazo porque nos acostumbramos a ellas, pero la gente nunca se acostumbrará al martirio diario cuando va al trabajo, pues en algunas ocasiones el tráfico está suave pero la mayoría de las veces es al revés. En relación a ésto  Daniel Gilbert, psicólogo en Harvard, comentó una vez: Manejar en el tráfico es andar a diario en un infierno distinto
Los trabajadores con viajes a su trabajo muy largos se angustian mas.
·          40 % de quienes tardan mas de 3 horas diarias sufren mucha angustia durante los dias laborables
·         Solo 28% de quienes viajan en trayectos cortos se preocupan
·         El viaje hacia el trabajo en la mañana es la parte mas odiada del dia.
·         Quienes hacen viajes diarios muy largos siempre están mas cansados y se sienten “menos felices”.  Además, tienden a socializar poco con sus familiares y amigos.

En mayo de 2011, investigadores de Umea University en Suecia publicaron un estudio en el que señalan otros aspectos preocupantes para el viaje diario al trabajo muy prolongado. Cuando a un miembro de una pareja le tome mas de 90 minutos ir y venir cada dia, hay un 40% de probabilidad de divorcio. La explicación puede estar en que uno de los dos se sentirá muy agobiado por estar solo para atender el hogar y el otro muy consumido por el “infierno” de trasladarse al trabajo, lo cual puede ser una mezcla altamente explosiva. Otros hallazgos de ese estudio, sobre todo relacionados con la salud:
·        Tendencia a la obesidad
·        Incremento en la sensación de angustia
·        Sentimientos de soledad
·        Dolores en la espalda y el cuello
Muchos de nosotros trabajamos  en ciudades donde las viviendas son costosas. Así que mientras mas nos alejemos de donde trabajamos, tendremos mas oportunidad de comprar una casa mas grande. Si dan a escoger entre un apartamento pequeño de 2 dormitorios a 10 minutos del trabajo, y una casa espaciosa con 4 dormitorios y a 45 minutos de viaje, frecuentemente escogemos ésta. Todos buscamos mas bienestar y consideramos que bien vale la pena vivir lejos del trabajo pero en una buena casa.
Pero a la luz de resultados obtenidos en distintos estudios sobre el viaje diario al trabajo (commuting en inglés), esos intentos no funcionan a la larga. Mas bien, generan mas incomodidad y restan calidad de vida. Los investigadores de este problema consideran que lo sano es reducir el tiempo  de viaje diario.
Lógicamente hay factores económicos a considerar y que son decisivos a la hora de comprar una vivienda, asi como también donde conseguir un empleo o establecer su lugar de trabajo. Pero le sugerimos que al momento de analizar cual decisión tomar, incluya además los puntos expuestos en este artículo en relación al traslado diario entre su hogar y su trabajo. Su calidad de vida merece la prioridad.
Feliz semana!!